19 jun. 2011

      "Carmen que nunca imaginó todo esto, se ahovilla, se retuerce y espera, como si se un mar se tratase, que pase la tormenta.
Quién nos iba a decir  que el final de todo amor era esto. Este pobre barco astillado, roto, sin causa alguna. Porque la vida nos ha traído hasta aquí estrellándonos con furia, para nada."


No hay comentarios:

Publicar un comentario